actualizado | por REUTERS| REUTERS

Rusia construirá planta energía nuclear en Venezuela

Por Alexei Anishchuk


Rusia construirá planta energía nuclear en Venezuela

Rusia construirá planta energía nuclear en Venezuela

Por Alexei Anishchuk

MOSCU (Reuters) - Rusia acordó el viernes construir la primera estación de energía nuclear en Venezuela y comprar 1.600 millones de dólares en activos de la estatal PDVSA, reforzando sus lazos con el presidente Hugo Chávez, con quien comparte su oposición a la hegemonía global de Estados Unidos.

Chávez presidió los acuerdos en una ceremonia en el Kremlin con su homólogo ruso, Dmitry Medvedev, quien dijo que los países comparten una "sociedad estratégica" y una visión de un mundo libre de la abrumadora influencia estadounidense.

"Ambos, Rusia y Venezuela, estamos a favor del desarrollo de un nuevo y justo orden mundial donde nuestro futuro no dependa de la voluntad ni del deseo de ningún país, de su bienestar o de su estado de ánimo", dijo Medvedev.

Luego de la reunión entre ambos mandatarios, el jefe de la agencia nuclear rusa, Sergei Kiriyenko, y el canciller venezolano, Nicolás Maduro, firmaron un acuerdo para "la construcción y el uso de una estación de energía atómica en el territorio de Venezuela".

Rusia, que recientemente terminó de construir la primera planta nuclear de Irán, ha presionado para expandir su presencia en el mercado global de la energía atómica y defiende el derecho de otras naciones a su uso pacífico.

Medvedev dio a entender que al enemigo de Chávez, Estados Unidos, podría no gustarle el acuerdo, pero dijo que era pacífico.

"Un acuerdo en la esfera atómica ha sido firmado. Ya sé que estremecerá a alguien. El presidente (de Venezuela) me dijo que habrá estados que tendrán diferentes tipos de emociones sobre esto", declaró Medvedev.

"Me gustaría subrayar que nuestras intenciones son claras y abiertas: queremos que nuestro socio, la República Bolivariana de Venezuela, tenga un rango completo de opciones en energía, tener independencia energética", agregó.

Chávez sostuvo que Venezuela, el mayor productor de petróleo de Sudamérica, necesita la energía nuclear para reducir su dependencia de combustibles fósiles.

El mandatario sudamericano dijo el jueves en Moscú que "nada nos detendrá" en el intento de desarrollar energía nuclear.

TRATOS PETROLEROS

Chávez cumple desde el jueves su novena visita a Rusia desde que asumió el poder en 1999. Esta gira de 10 días lo llevará también a Ucrania, Libia, Irán y Bielorrusia, todos países con tensas relaciones con Estados Unidos.

Rusia ha cultivado estrechas relaciones con Chávez desde que Vladimir Putin, ahora primer ministro, asumió el poder en el 2000.

Aprovechando sus vínculos con Venezuela, el mayor productor de petróleo ruso, la estatal Rosneft, anunció el viernes que pagará 1.600 millones de dólares por la participación de 50 por ciento de la también estatal venezolana PDVSA en una empresa que opera cuatro refinerías en Alemania, terminales y plantas petroquímicas .

PDVSA posee conjuntamente con BP las instalaciones, integradas esencialmente por refinerías con 1,04 millones de barriles diarios (bpd) de capacidad y los mayores activos aguas abajo en Europa del miembro sudamericano de la

OPEP.

"Estamos vendiendo el 50 por ciento de la empresa Ruhr Oel, que compartimos con BP. Esa participación equivale al 22 por ciento del circuito de refinerías", aclaró el viernes a Reuters Eulogio del Pino, vicepresidente de exploración y producción de PDVSA, vía telefónica desde Nueva York.

Pino aseguró que la operación "no afectará (los envíos de petróleo venezolano a Europa) porque esas refinerías trabajan principalmente con crudo ruso" y añadió que el dinero se usará para "diversificar las inversiones a otras áreas".

En otro acuerdo firmado en el Kremlin, la rusa TNK-BP, donde BP tiene la mitad del paquete accionario, comprará tres activos de la británica en Venezuela, según dijo a la prensa el viernes uno de los multimillonarios accionistas de la firma, German Khan.

BP tiene alrededor del 16 por ciento de la empresa mixta Petromonagas, que opera un mejorador en la Faja del Orinoco, y es socio minoritario en otros dos proyectos de extracción de crudo. Sus activos en el país sudamericano están valorados en unos 1.000 millones de dólares.

No había señales de que durante la visita de Chávez se firmarían nuevos acuerdos para adquirir armas rusas, tras compras por 5.000 millones de dólares en los últimos años.

Medvedev llamó a su encuentro con Chávez una "reunión de amigos" y le agradeció por reconocer a las provincias separatistas de Abjasia y Osetia del Sur como estados independientes.

(Reporte adicional de Guy Faulconbridge, Jessica Bachman, Lidia Kelly, Al Kueppers y Marianna Párraga; Escrito en español por Diego Oré; Editado por Marion Giraldo y Silene Ramírez)

0Comentarios

publicidad